Babelain. Aún no. Rescatadas II.

|


Esta coplilla pertenece al CD de Babelain “Grotesco”, publicado en el blog en diciembre de 2012. Seleccionada para el CD Rescatadas II.

Hoy incluimos unas fotillos para animar algo la cosa. 

(Mejor en pantalla completa)


Aún no

(Letra y música. - Babelain)

 

Ahora no es el momento

De despojarse de todo

Aún conservo mi sombrero

Y mi ridícula perilla

Una sonrisa medio irónica

Al menos cuando me miran

 

Puede que en otro tiempo

Cuando no haga tanto frío

Las miradas sean más limpias

Los pájaros más amables

Y las nubes más hermosas

Pueda soltar más lastre

 

No puedo quedarme desnudo

Aún no

Todavía hace frío

 

Pero ahora reconforta

Rodearse de abalorios

Que distraigan nuestros días

Nos abriguen en las noches

Espanten a los fantasmas

Y nos protejan del otro

 

No puedo quedarme desnudo

Aún no

Todavía hace frío

 


El peso

|

¿Cuánto pesa el mendigo?

Mientras el revolucionario

echa espuma por la boca

el mendigo es abducido

rodeado de adivinanzas

que prosperan en su entorno




¿Cuánto pesa el fantasma?

La joven desconocida jadea

sacudiendo el polvo a la tarde

mientras se crispan las moscas

chocando contra el cristal

en busca de su propia tumba


 

¿Cuánto pesa el astronauta?

Depende de donde se encuentre

y de lo que repita el loro

que siempre es revelador

Un loro nunca es arbitrario

para un astronauta ingrávido




¿Cuánto pesa el charcutero? 

Acariciando el lomo de un cisne

entra en una profunda tristeza

Intenta cazar mariposas

que huyen de su propio infierno

como mujeres desnudas


 


¿Cuánto pesa la bondad?

En ese sueño secreto

que circula entre los mirlos

un elfo se descongela

meciéndose en el columpio

de un corazón silvestre









La estrella está gritando.

|

La estrella está gritando

(Careful With That Axe, Eugene)*

(Babelain)


¡Eugenio, ten cuidado con el hacha!

El hacha que penetra

hasta el corazón del misterio

El hacha de doble filo

el filo de la vida y el de la muerte


¡Eugenio, ten cuidado con el hacha!

El hacha, eje del universo

El hacha que acoge al rayo

La que hace saltar la chispa

La que no admite mentiras

La que monta en cólera

 

¡Eugenio, no hiciste caso a la estrella!

El hacha cayó desde cielo a la tierra

Ahora tu cabeza rueda colina abajo

y tu cuerpo chamuscado entre los árboles

Tu grito aún resuena en el valle

junto al grito de la estrella


* Título de una canción de Pink Floyd




Mavi está ocupada ilustrando otro de mis poemas. Así que he pillado algunas fotos en internet, y las he editado y fundido de aquella manera. Para salir del paso, vamos.

  

Babelain. Los Hermosos Vencidos. Rescatadas II

|

Babelain. Los Hermosos Vencidos. Coplilla del 2012 que recuperamos aquí para incluirla en el CD Rescatadas II.



Los Hermosos Vencidos (Título tomado de una novela de Leonard Cohen)

(Letra y música. - Babelain)

I

Los Hermosos Vencidos

Nos muestran su sonrisa ingrávida

Hecha de huesos y lágrimas

De huida y de dulzura

II

Aquel tiempo ya en ruinas

Que asoma tras las esquinas

Con una luz que hipnotiza

Les devuelve esa sonrisa

Estribillo

Los Hermosos Vencidos

Sostienen su grito mudo

Disfrazándose de espuma

Navegando sin rumbo. 

III

Con la esperanza quebrada

Aunque soñando despiertos

Salen de madrugada

A buscar frutos sencillos

IV

Para alimentar ese alma

Que les quisieron robar

Tras años de travesía

En un barco sin timón

Estribillo

Los Hermosos Vencidos

Sostienen su grito mudo

Disfrazándose de espuma

Navegando sin rumbo.

----

V

Por rutas más bien siniestras

Que escondían ciertas trampas

Y sirenas celestiales

Pero falsas como el hielo

VI

Los Hermosos Vencidos

Muestran su sonrisa ingrávida

Hecha de huesos y lágrimas

De huida y de dulzura

Estribillo

Los Hermosos Vencidos

Sostienen su grito mudo

Disfrazándose de espuma

Navegando sin rumbo



Las malas lenguas

|

 

                                                             Ilustración: Mavi


Las malas lenguas

(Babelain) 

Versión oficial:

El esqueleto de un color (¿amarillo?)

hace planes para un futuro inmediato

Un animal joven que pasaba por allí

se acuerda de una flor negra

y se encabrita sin motivo aparente

Un escultor talla un beso en la roca

y no recuerda cuando murió su amante

Un arquero anárquico tensa su arco

y dispara hacia el horizonte su única flecha

que se desintegra antes de alcanzar su objetivo

 

Versión boca a boca:

El esqueleto de un animal de color negro

besa la roca donde murió su amante

y el horizonte amarillo se desintegra

solo de pensar ser alcanzado por una flecha

encabritada que no recuerda quien la lanzó

y que fue esculpida por la amante de un escultor

según cuentan las malas lenguas


Babelain. Uno asesina a quien puede. Rescatadas II.

|

 Foto Portada del E.P.: Babelain 

Segunda coplilla para incluir en el CD Rescatadas II.

“Uno asesina a quien puede”.

Mi amigo Ficus comentaba cuando salió en CD:

El aire de la época dorada en la costa oeste, se percibe en "Uno Asesina A Quien Puede". Con un pasaje central de guitarra que es toda una alegoría en tributo a The Byrds y ese sonido tan característico de las doce cuerdas (Sin duda, una de mis favoritas).


Uno asesina a quien puede

(Letra y música. - Babelain) 

Entre rendijas/se cuela un segundo/de Paraíso/que no se pierda

Invento historias/susurro canciones/capturo un momento/que me recuerda

Que estamos aquí/inventando patrañas

Tendiéndole trampas a la vida

Porque a la muerte no la engañas

En esta historia/de estatuas de carne/con almas de vidrio/corre una brisa

Que deja helados/a los adivinos/y a ciertos sujetos/también los desquicia

Y estamos aquí/inventando patrañas

Tendiéndole trampas a la vida

Porque a la muerte no la engañas

En esta historia/donde se cobijan/monstruos de circo/y sirenas de río

Ya no hay más tregua/ni dudas que valgan/con tanto espía/ya no me fío

Y estamos aquí/no se me despisten

Uno asesina a quien puede

Hay víctimas que se resisten

 


Dosis moderadas

|

 


Dosis moderadas

 

Se desnudó y se ahogó

arrojándose a un lago

debido a las circunstancias

 

Circunstancias bien complejas

con sus dosis moderadas

de primaveras y otoños

de abanicos y nostalgias

de culpas y compromisos

de sombras y alevosía

de silencios entre gritos

de lunas llenas y nuevas

de jardines y escaleras…

 

Abrazada por las algas

bailando el último vals

en aguas de terciopelo

de sus labios ya morados

brotó una simple burbuja

con un último suspiro

que buscaba el cielo abierto

aunque ya fuera muy tarde

 

Ilustración: Mavi

 


Babelain. Olvidar. Rescatadas II.

|

 


Aquí os dejo «Olvidar». Primera coplilla seleccionada para el CD «Rescatadas II». Pertenece al CD de Babelain «El Espejo Ahogado» de 2012. 


Olvidar

(Letra y música. - Babelain)

 

Tendría que poner orden

en la memoria engañosa

de ese deambular sin rumbo

desde el nido hasta la tumba

 

Contar las cicatrices

los suspiros en otoño

las caricias de la lluvia

los adioses en los muelles

 

Reconstruir las ruinas

con sus oscuras pasiones

Reconciliarnos un poco

con sus luces y sus sombras

 

Jugábamos a las tinieblas

se sellaban los secretos (con sangre)

el silencio era sagrado

cuando la luz se ocultaba

 

-el silencio era sagrado

cuando la luz se ocultaba-

 

Luego fuimos creciendo

vadeando los pantanos

y olvidando nuestros pactos

los secretos y el silencio

 

Por miles de vericuetos

separamos nuestras vidas

deslumbrados por las luces

confundidos por sus sombras

 

Ahora somos más serios

ya no nos moldea el viento

las raíces son robustas

hay ramas que se han quebrado

 

Pero antes del olvido

habría que hacer inventario (sin falta)

y luego olvidarlo todo

creer que lo hemos soñado

 

-y luego olvidarlo todo

creer que lo hemos soñado-

 


Babelain CD. ¿Y ahora qué?

|

 

Portada del CD

Hoy, Día de los Inocentes, os presentamos el último tema que faltaba por aparecer en el blog del CD nº 22 de Babelain  "¿Y ahora qué?": "Viaje onírico del Pato Donald" (orgasmo incluido). Un sueño un poco caótico, como el audio y las fotos.

                             Mejor en pantalla completa



Y ahora vamos con el CD:

Ha sido un año complicado para todos. El CD es un batiburrillo de casi todo lo que hemos grabado este año. Hay de todo un poco.

Se lo envié a Rick (https://eltugurioderick.blogspot.com/)  para que diera su opinión. 

Aquí la tenéis:

Babelain. "¿Y ahora qué?" 

" Es la primera vez que utilizo sintetizadores y loops, sin tener mucha idea de cómo funciona eso".

Bab acaba de rematar su Cd número 22, que con ese título parece significar justo lo contrario de lo que es en realidad. Podríamos suponer que lo que nos está diciendo es: "sí, he recurrido a instrumentos, artilugios y trucos nuevos, pero no tengo muy claro si consigo dominarlos ni qué camino seguir", o algo por el estilo. Claro que también podría ser un título que haga referencia -o no- a cualquier otra cosa; pero por si acaso, por si la primera interpretación es la correcta, hay que recordar cómo ha llegado hasta aquí. Y recordárselo a él también, por lo que veo. 

Una de sus características principales es su dominio de un buen puñado de instrumentos: no sé exactamente cuántos serán, pero sí sé que son de cuerda, de teclados, de viento y hasta de percusión; vamos, que no le tiene miedo a nada. Yo no soy músico, pero algunos que sí lo son dicen que cada instrumento tiene su propio "espíritu", al que un principiante debe ir amoldándose para entenderlo y dominarlo. Si es así, no me cabe duda de que Bab es un perfecto "entendedor", a juzgar por las armonías que saca de ellos. Y en consecuencia, lo mismo acabará consiguiendo, tarde o temprano, con los sintetizadores, si no lo está haciendo ya. 

La mejor demostración es esta nueva colección de piezas. Algunas de ellas fueron pensadas para acompañar vídeos o escritura, y la duda es si pueden tener recorrido por sí mismas. Yo creo que sí, porque la música de tipo ambiental, si está bien hecha, es perfectamente equiparable, y además Bab sabe darle siempre un toque atmosférico que la llena de vida. Por otra parte, salvo por dos o tres piezas cantadas, esta es una recopilación casi exclusivamente instrumental (aunque en algunas haya recitados de Mavi, que lejos de sonar aquí como protagonistas parecen casi un instrumento más en el conjunto). Y a medida que se van escuchando se olvida su utilización original: son piezas de la misma categoría. 

Por último, y desde luego no menos importante: no sé si es por la utilización de sintetizadores y loops, como él dice, pero el conjunto suena tremendamente moderno. Hay algunos momentos "clásicos", por así decirlo, especialmente en las piezas cantadas, que recuerdan al Bab de siempre, pero la gran mayoría revela una evolución, un sonido y unos arreglos de lo más actual. Es probable que los sintetizadores le hayan obligado o inspirado para ir ciñéndose a un nuevo tipo de composición -lo cual por otra parte indica que ya les ha pillado el "espíritu" que decía antes-, y creo que para bien. Descubrir nuevas perspectivas siempre es saludable. 

¿Y ahora qué? Pues a mí me parece que la cosa es bastante evidente: ahora sigue por ahí. No se trata de abandonar los demás instrumentos, sino de ir incorporando con naturalidad estos nuevos aparatos. Y como es lógico, esa naturalidad será mayor a medida que vaya pasando el tiempo. O sea, que el volumen 23 puede ser de órdago. A la espera quedamos. 


Link CD

https://mega.nz/file/Ft9AAIjR#1MUqYizydBQkkUcUqK7NJeFABbHuundVxv3l_CDxeyI

 

 

Babelain. La sospecha de existir.

|


La sospecha de existir.

Última (o penúltima, ya veremos) entrada en el blog de este fatídico año 2020.

Os deseamos lo mejor.

Fotos, música y poema.

(Mucho mejor en pantalla completa)


La sospecha de existir

(Babelain)

Abrir los ojos desde lo oscuro

y sentir la sensación de plenitud

en los márgenes del absurdo

Ese defecto cotidiano

que intuye el paisaje ignorado

la médula del argumento

o la sospecha de existir

 

Ser seducido por la fragilidad del presente

por la conspiración astronómica

de la eternidad tierna y ridícula

por leyes incomprensibles

que recorren nuestras venas

buscando un nuevo universo

 

Acampar sobre lo insólito

sin que se arruguen los pétalos

 

Sincronizar las diferencias

sin que se note el metrónomo

 

Columpiarse en la matriz

sin que se desgarre el alma