Babelain. Fauneando. Flora y Fauna XII.

|

 Nueva entrega de la serie Flora y Fauna. Con B.S.O. (Fauneando) específica para la ocasión. Además de las fotos habituales del mercadillo del pueblo, aquí hay algunas de Almuñecar y Málaga capital.

Mejor en pantalla completa

(Consejos de tu banco: Tu negocio es único. Sueña mejor.)

Hermanos Albadalejo. Se va el caimán... (Cadáver exquisito)

|

Foto de Eliezer Godoy

Después de llamar a las Puertas del Cielo y que nos les abrieran, los Hermanos Albadalejo vuelven a la carga con:

Se va el caimán...

(Ver en pantalla completa)



Babelain. Fauna que no has de beber, déjala correr. Flora y Fauna XI.

|

Capítulo XI de la serie Flora y Fauna, con una sencilla B.S.O. grabada para la ocasión. 

Sonámbulo en el limbo.

|
(Ilustración: Mavi)

Sonámbulo en el limbo

Salí al exterior. Alguien empezó a susurrarme al oído onomatopeyas recién horneadas.

El día se fue jalonando con suspiros abstractos que brotaban de las bocas más insospechadas.

En algunas calles tortuosas nacían algunos ídolos y se me estaban acabando las estrategias; empezaba a oscurecer.

Algunas estrellas póstumas se esforzaban por ofrecer algo de brillo sin conseguirlo.

La Luna me invitaba a expresar mis deseos, pero no lograba encontrarlos. Mejor así.

Un perro flacucho que camina delante de mí quiere anticipar mi futuro. Le doy esquinazo. Es hora de dejarse ir.

Por fin regreso a la gruta, y allí estaba ella conversando animadamente con una flor.



Babelain. El ojo del árbol.

|

El Ojo del Árbol.

Qué queréis que os diga, llovía mucho, tenía unas cuantas fotos por ahí para utilizar en alguna ocasión y me puse a enredar con ellas. Seguía lloviendo (la ocasión la pintaban calva) y se me ocurrió juguetear un rato grabando algo de música. ¿Qué pasa si uno las dos cosas y monto un vídeo cortito para completar la broma? Pues eso, se me pasó el tiempo volando. Ahí queda eso.


Babelain. La última carta. Flora y Fauna X.

|

La música que acompaña a las imágenes corresponde a la parte final de “La última carta de Dylan Thomas” (versión instrumental) que apareció en el CD de Babelain “El espejo ahogado” del año 2012.


Cigara Içalmez. Francisco Cumpián/J.L. Álvarez (Babelain)

|

 Poemas y voz: Francisco Cumpián

Música,  fotos y vídeo: J. L. Álvarez (Babelain)

En el vídeo solo se recogen algunos poemas del disco. Si alguien quiere el CD completo con portada, que lo solicite en comentarios y se le proporcionará el enlace correspondiente.

Aprovechamos la ocasión para promocionar nuestros servicios musicales como amenizadores de bodas y otros tipos de eventos. 

Satisfacción garantizada. Precios módicos. 

Hermanos Albadalejo

 

Paco a la percusión, con un bendir marroquí, y yo con un ghidchak (especie de violín de dos cuerdas) de Uzbekistán.

------

O si lo prefieren, también escribimos, bajo pedido, cadáveres exquisitos en prosa, verso o teatro, todo personalizado. Precios módicos. 

Ejemplo:

 N.º 4 de Pliegos de Poe

(Editorial Árbol de Poe)

(En este caso con linóleo de Rafael Alvarado en la portada)



El fantasma de mi madre

|

 

Hace unos días tomé unas fotos en la “Fábrica de Azúcar de Maro (Nerja)” (Fábrica de San Joaquín). Enredé con ellas un rato y se me ocurrió “introducir” a mi madre allí, pero con una maravillosa foto de cuando era muy jovencita.

Parece ser que en un programa de “calidad científica comprobada”, en 2017, se hicieron unas pruebas de psicofonía: La gente del pueblo habla de extraños sucesos por la zona, voces que se sienten muy cerca cuando se pasea por las ruinas del edificio. Un equipo de 'Cuarto Milenio' se ha desplazado hasta allí para investigar qué es lo que ocurre realmente.

La música es un instrumental: “Apocalypse”, que grabé hace tiempo donde tomo prestada la voz de W. Burroughs al final. (Esa voz sí que es psicofonía).


Babelain. Flora y Fauna VIII

|

Capítulo VIII de la Serie Flora y Fauna.

Vídeo, fotos y música:

Babelain


Miradas extrañas.

|


Miradas extrañas.

Mini Poema Vídeo Cómic.

Ilustraciones: Mavi.

Texto, vídeo y música: Babelain


Miradas extrañas


Alguien que caminaba delante de mí

se volvió de repente y me miró


Su mirada buscaba lo inencontrable

Miré para otro lado


En ese otro lado

alguien se refugiaba

de otras miradas extrañas


Solo el sonido envolvente

de un violento agitar de alas

nos hizo volver a lo nuestro