Seleccionado. Relato

|

SELECCIONADO

Estaba tumbado en el sofá “oyendo” la pieza de John Cage titulada “4’33’’ , iba por la mitad del tema mas o menos cuando suena el teléfono:

-¿Tancredo Lupiañez?-

-Es probable. ¿Con quién tengo el gusto de hablar?

-Eso es irrelevante, lo que importa es que ha sido Vd. “seleccionado”.-

-Pues mira que bien, ¿seleccionado para qué?

-Simplemente seleccionado, tendrá noticias nuestras muy pronto.

-Váyase a hacer gárgaras- (colgué)

Se había acabado el tema de Cage y me había cortado todo el rollo. Me levanté y salí a dar una vuelta por el parque. Se me había quedado en el cerebro incrustada la palabra “seleccionado”. Cada paso que daba pensaba en qué coño había sido seleccionado por ese descerebrado del teléfono; seleccionado para:

· Un viaje tripulado a Marte?

· Donar mi semen para fertilizar óvulos y producir superhombres?

· Probar una nueva inyección letal para facilitar la eutanasia?

· Reencarnarme en el Guru Rimpoche?

En este punto del paseo pisé una mierda de perro y exclamé:

-Mierda- (estaba poco inspirado)

Volví a casa y mi mujer había preparado unas migas con boquerones, melón y aceitunas negras y rabanitos, que aunque no viene al caso, estaban buenísimas. Después de la comida me eche en el sofá para dormir la siesta religiosamente.

Cuando había cogido el sueño volvió a sonar el teléfono:

-¿Tancredo Lupiañez?-

-NO, ¡¡¡se ha equivocado de número!!!-

- Ah, lo siento, era para decirle que ha habido un error y el tal Tancredo no era el “seleccionado”.

-Ahhhhhhhh, pues mire usted que bien; yo si lo he seleccionado a Vd. ya tendrá noticias mías muy pronto.

-¿A miiiii?, ¿pero para qué me ha seleccionado?, tengo curiosidad

-¿De verdad quiere que se lo diga?

-Estoy impaciente-

- Pues ha sido seleccionado por mí para enviarlo a Vd, a la mierda, dicho con todo el respeto.-

Colgué y me seleccioné para seguir durmiendo la siesta. Al minuto estaba frito y roncando como un bendito.

Nota.- 4'33'' es la composición más famosa de John Cage. Fue compuesta en el verano de 1952 e interpretada primero por David Tudor en el Maverick Concert Hall, Woodstock, New York, el 29 de Agosto de 1952 El título hace referencia a la duración cronometrada de la composición, que (normalmente) consiste en cuatro minutos y treinta y tres segundos de silencio.

Más información en http://www.uclm.es/artesonoro/olobo3/fetterman/variaciones.html

13 comentarios:

Paco dijo...

La canción suena de puta madre. La voy a montar aunque me cueste sudor y lágrimas. El silencio tiene una producción sin complicaciones, pero hay que saber interpretarlo. Quedas seleccionado, mañana te diré para qué. Saludos.

Freaky Boy Hood dijo...

Locura: esas llamadas y Cage...

Paco, móntala. Triunfo fijo o al menos, conmoción.
Y luego un poco de core a lo Mike Patton....

Saludos

babelain dijo...

Eso es lo que tiene el silencio; pero no te creas que no tiene complicaciones la producción. Todo es complicado hasta que no se demuestre lo contrario.
Oye, Paco, que cruel eres, me dejas intrigado.

Saludossssssssssssssssssssss

babelain dijo...

Hola Freaky, ya le digo a Paco que lo del silencio no es tan fácil. Hay vídeos en youtube de 4'33" muy jugosos. Cage era un filósofo de mucho cuidado

Freaky Boy Hood dijo...

babelain,

te voy a confesar algo... no empecemos con cage porque con gong se me esta partiendo radicalmente el cerebro, estoy empezando a fascinarme con Daevid Allen....

a Cage lo conozco poco pero lo escucho desde hace tiempo y creo que podria salir volando si sigo entre los dos mas lo que llevo yo por mi parte...

jajjajajjajajja

saludos

babelain dijo...

Vamos por partes, Freaky, a pequeñas dosis, si no nos indigestamos. Otro día comentamos algo sobre otro músico del que se sabe poco y también nos puede volver "tarumba" con un par de sesiones.
Saludosssssssssss

Freaky Boy Hood dijo...

babelain, alguna recomendacion mas sobre allen? tiene como mil discos... estoy un poco perdido...
saludos

el.largo.esquembre dijo...

Que comienzo más Kafkiano tiene el relato, menos mal que todo terminó con un rotundo y respetuoso a la mierda.

Sigue dejando volar tu imaginación, muchacho, que aquí nosotros la seguiremos disfrutando.

Saludos.

babelain dijo...

No me extraña Freaky, todos andamos perdidos con Allen jejeje. Prueba con “Magick brother” con influencias de Syd Barret con el gran Didier Malherbe a los vientos (me encanta este tipo) con música de Gilli Smyth. Es un disco bastante hipnótico (como no). Prueba con este. Tiene tantos que depende del día y del momento del día para oírlos.No creas que soy un experto en Allen, tengo bastante de él pero no soy experto en nada jejeje, flipo con él. Echaré un vistazo a mi discoteca y a los discos duros. Había un tipo que si que era experto en Allen y puso un montón de discos en 1PocodMusica; me bajé bastantes, pero hay que volver a oírlos para poder comentar con propiedad.
Saludossssssss

Hola Largo, que tal (muy bien con Okal). No pillo el comienzo Kafkiano (pero qué bien, no?).
Y que bien que alguien disfrute con mis relatillos.
Gracias, Largo.
Saludosssssssss

babelain dijo...

Freaky, quise decir con letra Gilli Smyth, que era una poetisa y cantante que se casó con Allen. Copié esto de internet:

"Daevid Allen huyendo de la policía, fue a parar a Deyá, en Mallorca, junto a su pareja, Gilli Smyth. Allí publicó en 1969 el primer disco de Gong, titulado Magick Brother. En él participa el flautista Didier Malherbe, a quien Allen y Smith encontraron, según cuentan, viviendo en una cueva en la finca de Robert Graves".

Freaky Boy Hood dijo...

babelain, dios mio, lo que faltaba.....

como no se me habia ocurrido si estaba en mallorca, robert graves

el universo es increible

magik brother, ok

gracias

el.largo.esquembre dijo...

No sé por qué Bab pero me recordó el comienzo de El Proceso de Kafka, simplemente por el hecho de que el protagonista lo detienen sin saber el por qué y el recibir la llamada de seleccionado sin saber para qué; conexión de ideas, quizás he estado dándole vueltas a Kafka estos días y era mucho más fácil para mí la conexión.

Saludos, y sí que se disfruta con tus relatos.

babelain dijo...

No, si me alegro, Largo. Toda comparación con Kafka es kafkiana jejeje.
Saludossssssssss

Publicar un comentario